Ciudad de México, 18 de enero de 2024 – El escenario político mexicano entra en una fase crítica este 19 de enero con el inicio del periodo de intercampañas, un tiempo de restricciones y normativas estrictas para los tres precandidatos presidenciales: Claudia Sheinbaum de Morena-PT-PVEM, Xóchitl Gálvez del PRI-PAN-PRD, y Jorge Álvarez Máynez de Movimiento Ciudadano. Este periodo, que se extiende hasta el 29 de febrero, es un verdadero terreno minado que pone a prueba la habilidad y el cuidado de los aspirantes para evitar acciones que puedan costarles la candidatura.

Durante la intercampaña, los precandidatos tienen prohibido hacer llamados explícitos al voto. Esta restricción, si se incumple, podría llevar a la negativa de registro como candidato. A pesar de estas limitaciones, Sheinbaum, Gálvez y Máynez pueden participar en actos privados y reuniones para discutir temas de interés público, siempre que eviten llamar al voto o incurrir en actos anticipados de campaña, según criterios del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Los candidatos también deben abstenerse de aparecer en spots, debates o mesas redondas de radio y televisión en presencia de otros candidatos. La propaganda electoral que difundan durante este periodo debe ser meramente informativa, enfocándose en presentar la ideología, principios, valores o programas de su partido político.

Jorge Álvarez Máynez y Xóchitl Gálvez tienen permitido criticar los programas de gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, mientras que Claudia Sheinbaum puede pronunciarse a favor de la continuidad de los mismos, según indicaciones del INE, esto no afecta gravemente el principio de equidad en la contienda electoral.

Las sanciones por infringir estas normativas son severas, incluyendo multas significativas, reducciones en el financiamiento público, interrupción de la transmisión de propaganda política y, en casos graves, la cancelación del registro como partido político.

El 1 de marzo marcará el inicio oficial de las campañas electorales, donde los precandidatos podrán finalmente solicitar abiertamente el voto de los electores. Hasta entonces, deben navegar cuidadosamente en este periodo de calma antes de la tempestad electoral.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *